Abren la puerta a su utilización terapéutica tal y como ocurre en Estados Unidos y la UE. Una jornada médica, organizada por el Hospital Provincial, abogó ayer por el uso del cannabis para tratar y luchar contra diversas enfermedades.

hojacanncruz

Así lo explicó Jorge Manzanares, profesor titular de Farmacología del Sistema Cannabinoide de las universidades de Valencia y Miguel Hernández de Elx, e investigador del Instituto de Neurociencia de Alicante, quien mostró su convencimiento de la utilidad del cannabis en la lucha contra diversas patologías. Así, indicó que el cannabis tiene aplicación “sobre todo, en psiquiatria, trastornos alimentarios, neurología, oncología y tratamiento contra el dolor”.

Manzanares reflexionó sobre el interés terapéutico que “tiene una droga con efectos nocivos, eso que quede muy claro, pero que, con control y rigurosidad, puede prescribirse como medicamento y, como tal, se utiliza ya en diversos países de Europa y Estados Unidos para el tratamiento de la esclerosis, por ejemplo”, y también resaltó el descubrimiento en los últimos años de “un sistema de neurotransmisores cannabinoide endógeno en el cerebro”.

Es decir, según palabras textuales del farmacólogo, ”se ha demostrado que el ser humano produce sustancias similares al cannabis y cuando este sistema está alterado aparecen enfermedades como la depresión, la psicosis, el parkinson o el dolor”,

El especialista señaló que una correcta manipulación de ese sistema de receptores cerebrales con fármacos derivados del cannabis podría tener un interés terapéutico para enfermedades psiquiátricas y neurológicas. Agregó que actualmente ya hay un fármaco en España cuya base son derivados del cannabis para paliar la osteoporosis”.

“No se trata de fumar cannabis –aclaró el doctor Manzanares–, sino de elaborar medicamentos a partir de los principios activos o derivados sintéticos de la planta, como pueden ser el tetraído cannabinoideo que deben ser prescritos y controlados por el facultativo”, señaló Manzanares. “Unas medicinas que pueden actuar en los receptores cannabinoiedeos del cerebro”, reiteró este experto a Mediterráneo.

Las aplicaciones terapéuticas del cannabis son “una posibilidad que se puede concretar a largo plazo”, pues, según destacó, “todavía está en fase de investigación y estudios clínicos, así como en experimentación en animales en España y muy lejos aún de su comercialización para ser convertidos en medicamentos de uso corriente”, aseguró Manzanares.

La jornada estuvo dirigida por el doctor Francisco Traver Torras, director del área de Salud Mental del Consorcio Hospitalario de Castellón. Además, contó con la participación de Teresa Orengo, médico de la Unidad de Conductas Adictivas del Grao de Valencia, quien habló de nuevas demandas y nuevos tratamientos en la asistencia de salud mental. La iniciativa estuvo destinada a profesionales del ámbito médico, farmacéutico y sanitario y forma parte del programa de actividades formativas del Hospital Provincial.

 

Fuente