Estoy diagnosticado de un posible Síndrome de Intestino Irritable (SII) y «un cuadro clínico sugestivo» (lo mismo que mi padre y a mi abuelo).

No voy a ponerme a cuestionar ciertas apreciaciones médicas sobre «lo sugestivo» y no descarto que el problema venga de periodos de estrés y ciertos tipos de alimentos no identificados que no me sientan bien. Después de varios tratamientos médicos me he dado cuenta de que cuando tomo cannabis mis crisis son mucho más llevaderas, de forma inmediata y evidente. Además, el proceso digestivo suele ser también más liviano (comidas, deposiciones, digestiones, etc.)

¿Se ha descrito algún uso similar para el cannabis? ¿necesito que algún médico revise el historial médico y juzgue adecuado el tratamiento con cannabis o, por el contrario, puedo considerarme «usuario de cannabis terapéutico»? ¿necesitaría un papel (por así decirlo) de algún médico que recomiende el uso de cannabis para tratar mis crisis?

En tu pregunta se mezclan elementos médicos y clínicos con otros de tipo legal o administrativo y creo que es importante distinguir ambos aspectos. En primer lugar, el “síndrome de colon irritable” es una entidad compleja en la que, posiblemente, se mezclen varios diagnósticos que todavía no están bien desentrañados en la medicina actual. Suele incluirse dentro de las llamadas “enfermedades psicosomáticas” en las que los elementos de tipo personal y emocional tienen un papel importante. Esto no quiere decir que sea de origen psicológico, o que indique necesariamente problemas de Salud Mental en la persona que lo padece.

Te puede Interesar
Muchos pacientes con intestino inflamatorio consumen cannabis

Existen experiencias aisladas de pacientes que refieren mejoría de síntomas utilizando cannabis. Esto ha llevado a lanzar la hipótesis de que el colon irritable, como otras enfermedades tradicionalmente consideradas “psicosomáticas” podrían estar causadas por un déficit en el sistema endocannabinoide. Pero se trata nada más que de una conjetura y, en el momento actual, no se considera una indicación clara de uso de cannabinoides al no existir ensayos clínicos al respecto.

A la pregunta “¿puedo considerarme usuario terapéutico de cannabis?” la respuesta es fácil. Si no hay contraindicaciones y sientes clara mejoría al utilizarlo, la respuesta es “sí”. El problema no es “cómo tú te consideres”, sino “como lo consideran los demás”. Me refiero a que, a nivel médico-legal, no se contempla el uso terapéutico de cannabis. El cannabis es una droga y no un fármaco por lo que ningún médico podría indicártelo. En indicaciones claras (esclerosis múltiple, dolor neuropático, nauseas de quimioterapia…) se puede certificar que hay evidencias de que los cannabinoides pueden ser útiles en ese paciente. En tu caso concreto sólo se podría hacer constar que tú refieres mejoría al utilizarlo, y que eres consumidor de cannabis por ese motivo.

Este tipo de informe podría ser útil en situaciones concretas (por ejemplo, autocultivo en el que existan dudas si es para uso personal o dirigido al narcotráfico), o en asociaciones cannábicas que ofrecen beneficios a usuarios terapéuticos. Pero en ningún caso serviría como justificación legal ante hipotéticos problemas o autorización de indicación médica.

Te puede Interesar
Cannabis reduce síntomas de trastornos intestinales

Acerca del autor

Dr. Fernando Caudevilla

Médico de Familia y experto universitario en drogodependencias. Compagina su actividad asistencial como Médico de Familia en el Servicio Público de Salud con distintas actividades de investigación, divulgación, formación y atención directa a pacientes en campos como el chemsex, nuevas drogas, criptomercados y cannabis terapéutico, entre otros.