El aceite de CBD es un ingrediente activo natural derivado de la variedad del cáñamo industrial. El cannabidiol tiene tantos efectos positivos en el cuerpo humano que cada vez más personas lo utilizan para contrarrestar el insomnio, el dolor crónico, la ansiedad y la depresión.

Recientemente, el uso de aceite de CBD en la piel también ha recibido mucha atención. Dado que la piel tiene su propio sistema endocannabinoide combinado con el cannabinoide CBD, es eficaz para una variedad de problemas de la piel como acné, psoriasis, dermatitis atópica y dermatitis seborreica.

Acné

El acné es causado por una mayor secreción de sebo en la piel y la presencia de la bacteria propionibacterium acnes. Esta enfermedad se presenta tanto en la adolescencia como en la adultez. En países como México, el 70 % de la población adulta sufre acné severo debido a factores como una mala alimentación, cuidado inadecuado de la piel y desequilibrios hormonales causados por el estrés.

Generalmente se recomienda el uso de cremas para disipar las lesiones. Estos productos cumplen distintas funciones en base a los principios activos que incluyen en su fórmula. Las cremas anti acne con azufre controlan el exceso de sebo en la piel, mientras que el peróxido de benzoílo impide el crecimiento bacteriano. Pero, ¿cómo puede intervenir el CBD? El principio activo del CBD reduce la formación de sebo en los tejidos sebáceos, además, ofrece propiedades antibacterianas y antiinflamatorias.

Te puede Interesar
Repelentes naturales para el aire libre

Psoriasis

Es una enfermedad crónica de la piel en la que se forman brotes y manchas generalmente de color rojo con un contorno plateado, pero también puede ser rosa o marrón. Se trata de una enfermedad incurable, sin embargo, existen varios tratamientos que pueden reducir sus síntomas como el uso de cremas para evitar la resequedad de la piel.

El CBD también se ha convertido en una alternativa eficaz para aliviar las condiciones de psoriasis, especialmente porque cumple una actividad analgésica y antiinflamatoria e influye en la desaceleración de la división celular de la piel que da paso a la aparición de brotes de psoriasis.

Dermatitis atópica

Es un trastorno inflamatorio que provoca enrojecimiento de la piel y sarpullido que finalmente causa picazón. Aproximadamente el 10 % de los niños menores de 6 años se ven afectados por esta enfermedad que se presenta con mayor frecuencia durante los meses fríos.

Generalmente se utilizan cremas con corticosteroides para aliviar los síntomas pero también tienen efectos secundarios en la piel. En ese caso, el CBD promete un efecto positivo sobre ella, ya que tiene un efecto antiinflamatorio específico para calmar la picazón y el enrojecimiento.

Dermatitis seborreica

Se trata de una enfermedad crónica de la piel que generalmente aparece en la cara y el cuero cabelludo debido a la secreción excesiva de sebo de las glándulas sebáceas. El CBD puede ralentizar la secreción de sebo y también la proliferación celular provocada por el hongo Malassezia, otro factor determinante en la aparición de la dermatitis seborreica.