Aunque tu mascota puede beneficiarse al igual que nosotros con los efectos medicinales del cannabis, las intoxicaciones accidentales son bastante comunes y pueden producir un momento nada agradable para no humanos y humanos

En la última semana, un chico mostró en las redes a su gato después de haber ingerido de manera accidental unos brownies con cannabis. El animal se veía muy ido, babeando y con los ojos y el cuerpo muy relajado. «Este tipo de intoxicaciones es más común de lo que se cree», dijo Amanda Ormazabal, veterinaria de nuestra ciudad.

Debido a que nuestros compañeros domésticos poseen un paladar mucho menos exigente que el nuestro, pueden ingerir desde los restos utilizados en la preparación de una manteca cannábica hasta porros armados, cogollos, tucas –las colillas como las de tabaco- o extractos.

Ahora, ¿Qué pasa si mi mascota ingiere cannabis?.

El susto mayor se lo llevan los humanos. Es muy feo ver a la mascota drogada. Entre los síntomas por los cuales podemos advertir de este tipo de intoxicación se encuentran: decaimiento, ataxia (deterioro o incoordinación del equilibrio y el movimiento), bradicardia (ritmo cardíaco lento), hipotermia, vómitos, diarrea, incontinencia urinaria, hipersalivación o vocalización es probable que pueda haber ingerido cannabis. En intoxicaciones severas se pueden presentar convulsiones y coma.

Hablamos de intoxicaciones domésticas no deseadas. En el caso que se viralizó el chico fue a buscar sus brownies, no los encontró, vio al gato y se dio cuenta que estaba drogado.

Te puede Interesar
¿Cómo cuidar del bienestar y la salud de las mascotas de la manera más natural?

«Todo depende de la serología y de la cantidad que coman. Quedan drogados como las personas» explicó la veterinaria.

No sirve de nada provocar el vómito del animal si ya pasaron más de 60 minutos porque significa que lo que comió, ya hizo efecto en el organismo. «Hay que ser sostén» del animal y del responsable.

Si bien en pocas cantidades el cannabis no genera cuadros para preocuparse en perros o gatos, en algunos casos con patologías previas la intoxicación puede ser severa y en dosis muy altas puede llegar a tener complicaciones que deben tratarse por un profesional.

El nivel de la intoxicación dependerá del tipo y cantidad de cannabis ingerido: no es lo mismo un gramo de flores verdes, con gran contenido de cannabinoides ácidos no psicoactivos, que un gramo de manteca cannabica, flores secas o hash, cuyos cannabinoides ya se encuentran descarboxilados.

Generalmente los casos más severos de intoxicación se producen mediante la ingestión de comestibles infusionados con cannabis o extractos oleosos, por la mayor biodisponibilidad de cannabinoides que presentan estas preparaciones.

¿Qué hago si estoy seguro que mi mascota ingirió cannabis?.

«Como primer medida, comunicarse con el veterinario del animal y ser sincero/a en las respuestas» dijo Amanda, al mismo tiempo que con la experiencia en su consultorio, contener al dueño/a por «la culpa» que siente de haber producido ese estado en el animal de manera involuntaria.

Te puede Interesar
Denuncian publicidad engañosa sobre productos CBD

Si la intoxicación es leve, ofrecer agua y ubicar al animal en un lugar oscuro y tranquilo, vigilando su temperatura corporal y evitando los ruidos altos. Observarlo frecuentemente.

Dependiendo del nivel de la intoxicación, los efectos pueden durar entre 6 y 24 horas.

Fuente

Acerca del autor

Muchos años luchando en la sombra para que el cannabis florezca al sol.