El Partido Cannábico propone instalar una planta de procesamiento de cáñamo en un pueblo de Navarra

En la localidad navarra de Murillo El Fruto, con poco más de 600 habitantes, el Partido Cannábico Luz Verde ha propuesto la instalación de una planta de procesamiento de cáñamo industrial con el objetivo de impulsar la industria, generar empleo y combatir la despoblación. Los dos concejales del partido, Andrés Vallés y Germán Lanas, fueron elegidos en las recientes elecciones municipales como representantes del único partido cannábico en España y la Unión Europea.

Vallés y Lanas presentaron su candidatura dentro del Partido Cannábico como independientes, y consideran que Murillo El Fruto es un lugar ideal para la implementación de esta planta debido a factores como el clima, el acceso al agua y los servicios disponibles en la zona. Estiman que esto atraería negocios, empleo y contribuiría a combatir la despoblación rural que afecta al pueblo.

Los dos concejales del Partido Cannábico Luz Verde ocuparán dos de los siete asientos en el pleno del pueblo navarro, tras recibir el voto de 121 vecinos. Serán responsables de asesorar y encargarse de proyectos y negociaciones de relevancia exterior. El resto del gobierno local está compuesto por cinco concejales de la plataforma independiente Adelante Murillo, que ostenta la alcaldía con 253 votos.

Según Vallés, conseguir representación municipal era algo que esperaban, ya que notaban el apoyo que tenían en el pueblo, aunque se sorprendieron por la repercusión exterior que tuvo su elección. Destacó que uno de cada tres vecinos les votó.

Te puede Interesar
Nace el partido cannábico Luz Verde

El programa del Partido Cannábico se centra en luchar contra la despoblación y garantizar la permanencia de servicios como la escuela, el centro médico y el equipo de fútbol del pueblo. Vallés enfatizó que las zonas rurales se están quedando vacías a medida que la gente se traslada a las ciudades.

El principal proyecto del partido es atraer inversión y lograr la implantación legal de una industria de procesamiento de cáñamo en el pueblo. Vallés destacó las múltiples oportunidades que esto podría brindar, dado que se obtienen numerosos productos a partir de la planta, como textiles, materiales de construcción, gasoil, alimentos, piensos, cremas y medicinas, entre otros.

Los concejales del Partido Cannábico celebraron un mitin en Murillo durante la campaña electoral, donde exhibieron productos derivados del cannabis y el cáñamo para demostrar su utilidad. Vallés mencionó que muchas personas han probado las cremas y han experimentado resultados positivos, lo que ha ayudado a cambiar la percepción sobre el tema.

El proyecto de la planta de procesamiento de cáñamo combinaría beneficios económicos para el pueblo y se alinea con la ideología del Partido Cannábico Luz Verde. El partido proporcionaría asesoramiento legal, permisos, subvenciones, estudios de viabilidad y otras gestiones relacionadas.

Respecto a la gobernabilidad y colaboración con la plataforma Adelante Murillo, los concejales del partido cannábico expresaron su disposición a trabajar en conjunto y remar en la misma dirección. Vallés mencionó que, si se proponen medidas beneficiosas para el pueblo desde la otra lista, no las negarán, y esperan que la colaboración sea mutua. Su enfoque principal es el bienestar del pueblo, aunque estarán atentos a las acciones del gobierno local en un futuro.

Te puede Interesar
RCN-NOK aplaude que el Congreso de los Diputados vaya a debatir por vez primera sobre el cannabis, una propuesta surgida en Navarra

Acerca del autor

Amante del cannabis y especializado en el mundo de las sustancias psicoactivas. Escritor y psiconauta.