Test de drogas en la orina

En el trabajo nos van a hacer un análisis de orina y, aunque no me han dicho nada, creo que en mi caso pueden buscar si he tomado cannabis. Soy consumidor habitual, fumo unos tres o cuatro porros al día desde hace meses. He leído por ahí que en estos casos puedo tardar varias semanas en dar negativo en un test de drogas en la orina y no creo que me dé tiempo. Así que me gustaría saber qué tipo de alimentación puedo utilizar o cuanto líquido tengo que beber para dar negativo antes.

El tema de los análisis de orina es uno de los más complejos. En principio los test diagnósticos sirven en medicina para poder obtener una información cuando no es posible llegar a ella de otra manera. Por ejemplo, si un paciente llega a un servicio de urgencias en un estado inconsciente, intoxicado o en un estado de consciencia muy alterado, puede estar indicado realizar una prueba de detección de tóxicos en orina. En este caso no hace falta ningún tipo de consentimiento o autorización, ya que se entiende como implícito desde el momento en el que el paciente está siendo atendido.

En otro tipo de situaciones como los accidentes de tráfico o los controles de seguridad vial la legislación indica claramente quién, cómo y en qué circunstancias se deben obtener unas muestras o realizar unos test de determinación de drogas, independientemente de cual sea la voluntad del usuario.

Te puede Interesar
¿Cómo afecta el cannabis a la conducción?

Controles de drogas 

Existen ciertas profesiones en las que se realizan controles de drogas de forma periódica. En todos los casos debe de firmarse un consentimiento por escrito de forma específica y en ningún caso puede realizarse sin la previa autorización del paciente. Por otra parte, existen sentencias en las que se ha obligado a readmitir a un trabajador que había dado positivo en un análisis de orina de este tipo ya que se consideraba una vulneración de su derecho a la intimidad. Además, este tipo de pruebas ofrecen un resultado cualitativo (positivo/negativo) y no distinguen sobre patrones de consumo, frecuencias o tiempo desde el último consumo. Ni siquiera pueden determinar si el consumo se produjo en el tiempo de trabajo o unos días antes.

En cualquier caso falsificar este tipo de pruebas es muy complicado. En las analíticas de orina se miden de forma rutinaria una serie de parámetros de forma que los métodos más habituales de falsificación pueden ser detectados. Diluir la orina es una de las ideas en las que cualquiera pensaría en primer lugar, pero esto afectaría a la densidad de la orina, que es uno de los parámetros que se determinan de forma sistemática. La adición de adulterantes o sustancias neutralizantes suele afectar a la densidad y la acidez (pH), haciendo fácil detectar las falsificaciones.

Y los métodos basados en beber mucho líquido o beber o comer determinados alimentos no tienen ninguna utilidad. El cannabis, como muchos otros fármacos, tiene un rango de eliminación constante a través de los riñones y ninguno de estos métodos acelera o facilita el proceso. Beber mucha leche, agua o comer carne o pescado no variará en nada la tasa de eliminación de cannabis.

Te puede Interesar
Estados Unidos ya sabe cómo acabar con su escasez de trabajadores: quitando los tests antidroga

Así, que en estos casos, la única solución posible es dar el cambiazo con la orina de la abuelita. Siempre, claro está, que estemos seguros de que la abuelita no ha tomado antes ningún psicofármaco legal o ilegal   

Acerca del autor

Fernando Caudevilla (DoctorX)
Médico de Familia y experto universitario en drogodependencias. Compagina su actividad asistencial como Médico de Familia en el Servicio Público de Salud con distintas actividades de investigación, divulgación, formación y atención directa a pacientes en campos como el chemsex, nuevas drogas, criptomercados y cannabis terapéutico, entre otros.